Los Villancicos un género que se reinventa a través de la historia

 

 

En las mesas navideñas, después de celebrar y brindar con el pan dulce, las garras piñadas, los turrones, y las sidras  se cantan Villancicos reunidos en familia.   También se interpretan estas piezas    en los actos de fin de curso y en las iglesias.   Los villancicos  Son canciones compuestas especialmente  para la Navidad.

Por Maximiliano Cooper Pondarré

Los Villancicos son melodías  muy dulces y arrulladores, algunas son como canciones de niños, entre las más populares se encuentran: Campanitas de Navidad, Noche de Paz, Blanca Navidad, Ven a mi Casa esta Navidad, La estrella de Belén, Los peces en el Rio, etc. Donde sus tonalidades están formadas para calmar y arrullar suavemente la velada.

Este género  provienen de Europa, varios investigadores  dicen que aparecieron en el  siglo XV, donde se cantaban cancioncillas de historias medievales sobre los acontecimientos que sucedían  en los pueblos,  es decir no tenían contenidos religiosos.

Recién  en el siglo XVII los villancicos  fueron compuestos con temáticas navideñas, y de esta manera sufrió  una transformación muy significativa  porque tomó la forma de las cantatas Italianas y  las arias, porque en esa época Italia dominaba el parámetro musical.

A diferencia de una Sinfonía o una Sonata, es un estilo que puede presentar muchas flexibilidades en su forma, y la mayoría de las veces se presentan versos de ocho y seis sílabas y musicalmente tiene estatus de canción.

La mayoría de las veces el canto de la melodía tiene un tono grave y que forma un buen soporte armónico por parte de las voces internas, tiene una copla y un coro que contesta, como una especie de “Pregunta y Respuesta”.

                              

                                             Los Villancicos en la época Colonial

Este repertorio fueron traídos desde Europa hasta América, y muchos de los colonos empezaron amenizar las fiestas litúrgicas con este género, y que fueron muy impulsada por la Iglesia para traer el mensaje   de Cristo a la Tierra.  Muchos de estos Villancicos fueron modificadas y adaptadas, por este motivo puede haber variadas letras en una misma composición.

Es importante remarcar que los villancicos fueron difundidos por los maestros de Capilla que constantemente viajaban de América a Europa o viceversa, trayendo las novedades de este género musical, como en aquella época no había discos, se traían las partituras y las letras de las obras en barco, de esta manera se dieron un intercambio cultural muy interesante.

Con el tiempo se crearon y se adaptaron Villancicos en nuestro territorio, por lo tanto dejó de tener un estilo euro centrista y muchas de las canciones se fueron versionando a partir de elementos folclóricos y canciones infantiles.  Donde también se incorporaron instrumentos autóctonos como el charango, la guitarra y el bombo.

Como modo de ejemplo y salvando el abismo histórico, podríamos mencionar por ejemplo la “Misa Criolla” de Ariel Ramírez.  La Misa es un género musical litúrgico europea,  algunas fueron compuestas por Johann Sebastián Bach y  Wolfgang Amadeus Mozart. Ramírez  Respetó  totalmente la estructura musical,  pero  en vez de hacerlo de manera de música clásica lo compuso con ritmos de nuestra tierra. Esto mismo sucedió con los Villancicos.

Con el tiempo y los Inmigrantes Europeos trajeron las costumbres europeas, como celebrar la Navidad adornando un árbol, y comer pan dulces, turrones, o garra piñadas, además trajeron nuevos Villancicos para celebrar, y así de esta manera fue tomando la forma actual de como conocemos este género en la actualidad.

Como nació Noche de Paz

El año pasado “Noche de Paz” cumplió 200 años,  donde Joseph Mohr, que era el cura del pueblo de Oberndorf cerca de Salz Burgo, tenía un poema escrito y le pidió a su amigo Franz Xaver Gruber, profe de música, una melodía para que pudiera cantar con el coro en la noche de Navidad, en pocas horas escribió una dulce y hermosa melodía, lo que nunca imaginó es que esa canción iba a atravesar fronteras, a popularizarse, y declararse en el año 2011 como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

La canción fue estrenada el 24 de Diciembre de 1818, y  tomó tanta popularidad que hasta el rey de Prusia Guillermo IV lo oyó entonarlo al coro de la Catedral de Berlín y quedó muy impresionado, aseguran algunos historiadores, el Rey trató de localizar al compositor para que le diera la partitura exacta para archivarlo.  Algunos de los prusianos decían que el compositor de la melodía podría ser un Hermano del gran músico Joseph Haydn.

La Iglesia donde se estrenó por primera vez Noche de Paz fue demolida mucho tiempo después por una inundación, en su lugar hay una reconstrucción de la Capilla que la denominaron con el mismo nombre del Villancico, y en sus ventanas luce una imagen del compositor tocando la guitarra. Hoy en día es unos de los Villancicos más hermosos reconocidos mundialmente.

 

                  Algunos recomendados Discos de Villancicos.

Son muchos los famosos que grabaron canciones navideñas, y que realmente dan placer escuchar tantos por los arreglos y las producciones musicales que conllevan a cada disco.

Michael Bublé grabó su álbum “White Christmas”, donde los villancicos están grabados en formato de Big Band Jazz, con un estilo a Frank Sinatra.

Otro disco muy recomendable para los amantes de la música clásica  son  las grabaciones de la Orquesta sinfónica de Londres que es muy instrumental y que se denomina “Clásicos de Navidad”.

Y para lo más románticos no podría faltar las canciones que grabó Luis Miguel y que título su Álbum “Navidades”.

Para los que son muy gustosos de lo lírico y la potencialidad de la voz, no se pueden perder el álbum “Mi Navidad” de Andrea Bocelli, seguramente que hay más pero estos fueron los que más me llegaron.

Así como desde mediados del siglo XV los villancicos se fueron reinventando y modificando a través de largos procesos históricos, lo mismo sigue sucediendo hoy en día donde se reversionan las piezas con formatos más modernos, lo importante es que los Villancicos es una larga tradición que nunca se perderá en el tiempo, si siempre se tiene el espíritu navideño.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error

¿Disfrutas de este Diario? Pasa la voz :)