Fallece el gran dibujante Mordillo, en Mallorca

Tiempo de Lectura: 2 minutos

Falleció en Mallorca, donde residía, una iconografía del humor gráfico:  Guillermo Mordillo,  dibujante  argentino reconocido internacionalmente y más publicado del mundo en los aaños setenta.
Gracias a  ilustraciones de París Match, sus libros  fueron traducidos a numerosos idiomas y editados en países como  Italia, Portugal, España, Alemania, Francia, Bélgica, China, Estados Unidos, entre otros, por sus ilustraciones cómicas,  de gran brillo cromático y redondeadas sobre el amor, deportes y situaciones de la vida cotidiana animales principalmente.
Nació en Villa Pueyrredón el 4 de agosto de 1932, descendiente de españoles. En su niñez fue un niño prodigio en el dibujo. En 1948 obtuvo el certificado de Ilustrador en la Escuela de Periodismo.

Dos años después forma parte del equipo de animación del estudio Burone Bruché, al mismo tiempo que realiza ilustraciones para historias infantiles.

En el año 1952 cofunda Estudios Galas.
En 1955 se radica en Lima, Perú, haciendo trabajos de diseñador freelance para la compañía de publicidad Mc Cann Erikson. En 1958 ilustra fábulas de Esopo y de Samaniego.
En los años sesenta, ya en Estados Unidos,  realiza trabajos para Paramount Pictures (el estudio por una crisis económica,  en las animaciones solo movían las expresiones de la cara y los brazos). Fue parte integrante de los dibujantes que realizaron las películas de Popeye y La pequeña Lulú y creó dos personajes para el cortometraje Trick for tree.
Tres años después viajó a París porque quería hacer animaciones completas. En julio de 1966 comienzó a colaborar con la revista Le pelerin y poco después hace lo propio en Paris Match, al no dominar el idioma hizo animaciones mudas.

Sus tiras  fueron luego reproducidas por la revista alemana Stern y de allí las acogió de todo el mundo.
En 1980 se muda a Mallorca, España convirtiéndose en presidente de la Asociación Internacional de Autores de Cómics y Cartoons (AIAC) con sede en Suiza. En 1998regresa a Francia y se dedica un tiempo a hacer tarjetas.
El nuevo milenio lo acoge trabajando con nuevos materiales acrílicos, pasteles y lápices de colores.

En el 2008 realiza junto a Art Petrus dibujos de alta definición.

En nuestro país, fue galardonado con el premio Konex en 1992 y con la medalla de oro de la Asociación de Dibujantes Argentinos.

En los últimos años de su carrera se dedicó casi exclusivamente al humor gráfico y a las ilustraciones infantiles. Éste domingo próximo pasado a los 86 años partió de este mundo un gran exponente en la materia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *