El reclamo policial se expande al interior de la provincia

Los agentes reclaman en distintos puntos de GBA y en el interior bonaerense.

Hoy la policía bonaerense continúa con la protesta por los reclamos salariales. Las protestas se iniciaron el lunes en algunos distritos, aunque el Gobierno de Kicillof anunció que habrá subas en los salarios.

Los policías, muchos de ellos armados y con uniformes al lado de los patrulleros, presentaron un petitorio de 14 puntos, donde solicitan un aumento de 56%, según escalafón, mejoras en las condiciones y elementos de trabajo y que no haya ningún tipo de sanción por las protestas, entre otros puntos.

El líder del sindicato policial SIPOBA, Nicolás Masi aseguró que el Gobierno no tiene interlocutores válidos en este conflicto del lado de la policía. “Si se anuncia un porcentaje de aumento lógico y razonable, la situación se puede calmar. El oficial de policía de la Ciudad gana 60 mil pesos y acá 39 mil”.

La situación del conurbano bonaerense es alarmante. Anoche, el Servicio Penitenciario Bonaerense (SPB) se sumó al reclamo. Tras observar las masivas protestas, los oficiales que trabajan dentro de las cárceles decidieron unirse, a la vez que un sector hizo circular un petitorio dirigido al ministro de Justicia provincial, Julio Alak, en el que solicitaron un aumento salarial y la convocatoria a una mesa de diálogo para resolver el conflicto.

De acuerdo a la información oficial los servicios se siguen prestando y el 911 responde normalmente. Pero el patrullaje disminuyo notoriamente, siendo liberadas algunas zonas, lo que implica mayor inseguridad para los vecinos.

Si bien es claro que los sueldos de la policía están deteriorados, los negocios completaban los ingresos, pero la pandemia cambio y expuso esta situación, ya que, de momento, no están habilitados:

  • Partidos de fútbol, que implicaban horas extras y negocios con los barra bravas. Estacionamientos, puestos de comida, etc.
  • La actividad de los desarmaderos bajo al caer la demanda de repuestos. También el juego clandestino.
  • Al no haber atención masiva en bancos, se redujo la actividad de estacionamientos y viajes de custodia.
  • Otra actividad que se vio afectada fue la gastronomía, otra fuente de recaudación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.