Rige el “Nuevo toque sanitario” en el país

Hay 13.000 nuevos infectados en nuestro país. Por este motivo, el poder ejecutivo tomó la decisión de restringir las circulaciones nocturnas en todo el país. La idea es evitar las olas de contagios y que el sistema de salud no colapse.

Los casos de contagios de coronavirus han aumentado en nuestro país en estos últimos días. A causa de esto, el gobernador de la Provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, decidió reunirse con los intendentes para ver qué decisión tomar con respecto con estos nuevos rebrotes. Al final confirmaron que se va a restringir la circulación nocturna  entre las 23 y las 6 de la mañana.

En este sentido el Jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, durante la conferencia de prensa desde el Malbrán, remarcó que “hay una necesidad de restringir la circulación en horario nocturno”.

El Presidente, Alberto Fernández, les propuso a sus ministros implementar el “toque sanitario”, como ya lo están haciendo otros países europeos, para poder frenar los avances del virus.

El martes el gobernador Kicillof también propuso llevar adelante la decisión del presidente a los intendentes bonaerenses, pero los intendentes de Pinamar, Martín Yeza, y de Mar del Plata, Guillermo Montenegro, entre otros jefes comunales rechazaron la propuesta, ya que podría afectar el turismo.

Kicillof remarcó que “estamos ya en la segunda ola” y mostró su apoyo a la postura presidencial. El gobernador bonaerense se mostró de acuerdo con la limitación a la circulación de personas para frenar los contagios que en el día de ayer superaron  los 13.000 infectados.

Los gobernadores del Chaco y La Pampa decidieron optar por medidas muchas más duras como un “toque sanitario total”.  Pero lo que busca el Gobierno nacional es llevar esta medida más flexible para no parar la economía.

También el presidente, junto con otros ministros, decidió evaluar medidas tales como “acotar” viajes al exterior y exigir el test PCR a quienes llegan por vía aérea a alguna provincia. Además, limitar a diez el número de personas en reuniones y restringir nuevamente el uso de transporte público a trabajadores esenciales.

La única voz disonante fue del gobernador de Mendoza, Rodolfo Suarez, que decidió no frenar las actividades en su provincia.

En cambio el Jefe de Gobierno Porteño, Horacio Rodríguez Larreta, se mostró a favor de cerrar los comercios a la noche, pero consideró que no era el momento de restringir la circulación. La Ciudad se inclina por seguir monitoreando la evolución de los casos y recuperar “la responsabilidad social“.

Raúl Jalil, gobernador de Catamarca, comentó que “la situación está muy fea, comienzan contagiándose los jóvenes, luego los padres y después los abuelos [así que] vamos a acompañar si se decide volver a las restricciones”.

El presidente describió la situación como “muy difícil”. Durante la reunión fue escuchado por 20 gobernadores, incluido el Jefe de Gobierno Porteño, Horacio Rodriguez Larreta, y cuatro vicegobernadores, entre ellos: el de Chubut, Ricardo Sastre; el de San Juan, Roberto Gattoni; el de Santa Cruz, Eugenio Quiroga, y el de Tierra del Fuego, Mónica Urquiza.

Desde el lunes que Alberto Fernández viene impulsando estas ideas y además el presidente apuntaló a los jóvenes como la principal causa de estos rebrotes y les pidió que por favor “no jugaran con fuego”. Con estas restricciones van a intentar parar esta nueva ola de contagios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.