Internan en el Hospital Borda al hombre que atacó a una mujer policía en Palermo

Carlos Efraín Martínez, el hombre que ayer fue detenido luego de golpear con un fierro y robarle la pistola a una mujer policía ciclista en Palermo, fue internado nuevamente en el hospital neuropsiquiátrico José Tiburcio Borda, esta vez, con consigna policial, informaron hoy fuentes de la investigación.

Así lo decidió el juez en lo Criminal y Correccional 56, Alejandro Litvack, luego de que el informe médico interdisciplinario al que fue sometido el imputado, indicaba que se trataba de un paciente con problemas psiquiátricos peligroso para sí y para terceros.

Martínez (21) estuvo detenido unas horas en la Alcaidía 4 de la Policía de la Ciudad, pero ya fue trasladado al Hospital Borda del barrio porteño de Barracas, aunque con consigna policial, aclararon las fuentes.

Es que en febrero pasado, luego de su detención por ser el denominado “Loco del Palo” que atacó a dos mujeres en el barrio porteño de Belgrano R, Martínez ya había sido derivado e internado en ese neuropsiquiátrico por orden de la justicia Penal, Contravencional y de Faltas de la ciudad, que lo declaró inimputable.

“De allí se fue y por ello volvió a estar en la calle. Con la nueva Ley de Salud Mental, los pacientes no pueden ser obligados a quedar internados”, explicó una fuente policial.

Ante el informe médico y su nueva internación, Martínez no iba hoy a ser indagado en la causa por el ataque cometido ayer a la oficial Victoria Ponce (25), la bicipolicía atacada ayer el imputado.

En tanto, en relación al estado de salud de Ponce, fuentes de la Policía de la Ciudad informaron hoy que “evoluciona favorablemente”, internada en el Hospital Italiano.

Según el reporte, la oficial que se desempeña en la comisaría vecinal 14C, se encontraba esta mañana “con mayor lucidez, habla más fluida y menor hinchazón de rostro”.


En próximas horas se evaluará si es necesario intervenirla quirúrgicamente por las fracturas que padeció en el rostro.

La oficial sufrió fractura de cráneo, contusiones y heridas en el rostro, entre otras lesiones provocadas por el imputado.

El hecho ocurrió cerca de las 6.40 de ayer en el cruce de las calles Salguero y Castex, en la misma manzana en la que hay un colegio y a dos cuadras del shopping Paseo Alcorta y del predio del Cuerpo de la Policía Montada de la Policía Federal Argentina (PFA), en el barrio de Palermo Chico.

Allí, la oficial Ponce, que se encontraba realizando una recorrida preventiva a bordo de una bicicleta, fue interceptada por un hombre en situación de calle que aparentemente se encontraba fuera de sí y que la golpeó con un fierro en la cabeza, tras lo cual le robó su arma reglamentaria.

El agresor huyó del lugar realizando al menos diez disparos al aire que no causaron heridos.

Rápidamente se emitió un alerta al 911 y policías a bordo de una patrulla vieron al sospechoso en la calle Jerónimo Salguero y Avenida Del Libertador, donde el joven disparó nuevamente hacía los efectivos, pero éstos lograron reducirlo y detenerlo sin emplear sus armas.

Tras ser identificado en sede policial, se determinó que el detenido Martínez tiene diversos antecedentes penales por robo con arma blanca, amenazas, tenencia de estupefacientes y lesiones, y que debía estar internado en el Borda.

Los registros policiales indican que el joven fue apresado el 30 de noviembre de 2018 por una tentativa de robo con un arma blanca y resistencia a la autoridad; el 17 enero del 2019 por amenazas y el 22 de diciembre de ese mismo año por tenencia de estupefacientes.

El 23 en noviembre de 2021, en tanto, fue detenido por una nueva tentativa de robo, mientras que vuelve a cometer otro hecho el 6 de febrero pasado.

Este último hecho fue el ataque con un palo a dos mujeres en la esquina de La Pampa y Melián, en el barrio porteño de Belgrano R, el cual fue viralizado a través de las redes sociales.

En esa oportunidad, el bautizado “Loco del Palo” quedó filmado cuando caminaba con una extensa madera y, al pasar junto a una pareja, le partió el palo en la cabeza a la mujer y huyó.

El 11 de febrero pasado fue finalmente detenido por este último episodio y el juzgado en lo Penal, Contravencional y de Faltas 9 porteño lo declaró inimputable, le dio intervención a la Justicia Civil y se ordenó su internación por seis meses en el Hospital Borda, la cual se concretó el 14 de ese mismo mes.

En la primera evaluación que le hicieron en ese neuropsiquiátrico figura como diagnóstico presuntivo “descompensación psicótica”, se informa que su pronóstico es “reservado” y como observaciones se asentó que el paciente estaba “sin conciencia de situación, ni enfermedad” y que había padecido un “episodio de heteroagresividad en vía pública”, según consta en la comunicación de internación.

Si bien aún no hay precisiones oficiales, los investigadores creen que, como el Borda es un hospital con régimen abierto, es probable que Martínez haya escapado y que por eso estaba nuevamente en la calle.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.